No me pregunten de boca de quién escuché semejante barbaridad, pero de pequeña alguien me dijo que los labios rojos eran para prostitutas.

Por alguna razón, esas palabras se grabaron en mi mente, hasta que hace unos días (estando en mi oficina, luciendo mis bembas colorás) pensé: «¿Tendrá ese comentario un trasfondo histórico?» Y la respuesta es: Sí. Entremos en detalles, y viajemos en el tiempo.

Seguir leyendo «Labios rojos 💋: ¿Para reinas o prostitutas?»