Buscar

Vidas comunes

Categoría

Mi vida común

Opiniones, anécdotas y vida diaria

7 cambios de un puertorriqueño que emigra a EE. UU.

  1. La comida de tu país sabe mejor que siempre

Pareciera que son ingredientes de lujo, pero son los que usaste toda la vida sin darte cuenta que son perfectos para tu paladar. Ahora, no cambias un plato de tostones por uno de langosta; te esmeras más que siempre haciendo las habichuelitas guisadas, y los pasteles dejan de verse como masa de guineo con carne para convertirse en mismísimos pedacitos de cielo.

  1. Tus ahorros ahora tienen nombre y apellido: pasajes para Puerto Rico

Nada podría verse tan hermoso en tu clóset, como una maleta lista para ir a Puerto Rico. Así que te olvidas de la ropa, zapatos y carteras, y ahorras para comprar un asiento que cruce el océano que te distancia de la isla. No necesitas más.

  1. Ir al supermercado cobra un nuevo sentido

No cualquier supermercado, sino aquel que tiene la palabra ¨latino¨ en su nombre. Es como entrar a una fiesta en honor a ti mismo, donde puedes sonreír, hablar y hasta bromear con cualquiera. Ver una malta India, un paquete de Arroz Rico o una pila de hojas de guineo es motivo de celebración. ¿Quién lo diría hace un mes atrás, ah?

Seguir leyendo “7 cambios de un puertorriqueño que emigra a EE. UU.”

Un espacio para las vidas comunes

Suelo pensar que cada vida es una novela sin escribirse, que todos somos potenciales protagonistas de un best seller. Todo depende de cómo contemos la historia. 

Mi objetivo es mostrar esos cuentos fascinantes que viven las Vidas Comunes, y quién sabe… quizás, adoptemos una nueva perspectiva sobre lo fascinante de lo simple, de lo obvio, de lo común.

Seguir leyendo “Un espacio para las vidas comunes”

Blog de WordPress.com.

Subir ↑